MORELIA, Mich., 10 de febrero de 2019. – Debido a las malas prácticas de algunos gobiernos de usar los ríos como  drenajes naturales, en el presente, la totalidad de los ríos que atraviesan por la entidad están contaminados.

Cuestionado con motivo de sus asistencia a la reunión de los militantes del Partido de la Revolución Democrática (PRD) sobre esta añeja práctica, el titular de la Secretaría de Medio Ambiente Cambio Climático y Desarrollo Territorial del Estado de Michoacán (Semaccdet), Ricardo Luna García, comentó:

“Todos los ríos, lamentablemente del Estado, están contaminados; una cultura, ya de muchos años atrás, donde se vio a los ríos como drenajes naturales, entonces ahí se vierten todos los drenajes…”, explicó Luna García.

Enfatizó que es una práctica que debe erradicarse, porque a estos cuerpos de agua, de manera irresponsable, se acepta que se viertan “los drenajes domésticos, de empresas e industrias”.

Por lo anterior, el funcionario estatal, manifestó que el Gobierno de Michoacán impulsa para la capital michoacana un proyecto para recuperar el río Grande y Chiquito, que se estaría realizando en varias etapas, el que consiste en la instalación de recolectores de manera paralela al caudal del río, de tal modo que las aguas negras no se viertan en los ríos.

“Es mucha la inversión pero son etapas con las que se tiene que ir trabajando, lo que ocupamos es introducir los recolectores sanitario paralelos al río para que los drenajes no se vierten al río sino que vayan por colectores y rescatar esos”, declaró el titular de la dependencia.

Además, Luna García reconoció que existen otros ríos en la entidad que precisan ser atendidos, tal es el caso del Cupatitzio, Lerma y el río Balsas.

Nota completa << www.quadratin.com.mx>>